Echo Helstrom y la mitomanía

¿Quién es esta rubia que aparece en la marquesina del restaurante Zimmy’s en Hibbing, Minnesota?

Supongo que Zimmy’s, diminutivo del púber Bobby Zimmerman y sus hermanos, se lo monta como Béznar Arias, por su cuenta, y organiza el «Dylan Days» para celebrar el  cumpleaños de Bob en su restaurante. Hibbing es el pueblo, 17.000 y pico habitantes en 2010, donde Dylan pasó su infancia y juventud. La chica de la marquesina es la primera novia de Bobby, Echo Helstrom. Es algo así como si en Tudela Veguín, Asturias, alguien abriera un restaurante con el nombre de Tinín, en referencia a Tino Casal, y en el rótulo luminoso apareciera una foto de Pepa Ojanguren. La foto de Echo, un nombre para enamorar a cualquier guitarrista, está hecha en un estudio queriendo emular lejanamente a Brigitte Bardot, que era a quien se parecía, según los chavales de la Hibbing High School. Al nombre, compuesto, le seguía Star. Quizá fuera una premonición. Echo Star Helstrom, terminó viviendo en la capital de Minnesota, Minneapolis, pero su cara es conocida en el mundo entero. Es la imagen de la chica del norte. En Hibbing, todas las chicas dicen ser Helstrom y comentan que «si Zimmy hubiera tratado más con las mujeres no se habría ido, pero se hubiera quedado con las piernas arqueadas» (sic) bowlegged. Parece ser que, por su parte,  los chicos suelen decir:

«Mi madre se acostó con Dylan» y se reponde «Que va, fue mi abuela»

Puro EEUU.